Grandes historias sobre política nacional vs. noticias locales centradas en la comunidad

10 de agosto de 2021

Ese parece ser el desbalance que se está presentando actualmente en el ecosistema de medios de EEUU. Tal y como señala un artículo publicado recientemente en el portal de noticias Axios, nuevos medios centrados en cubrir la agenda nacional están recibiendo grandes inyecciones de dinero, mientras los medios locales, enfocados en cubrir ciudades y pueblos pequeños, continúan reduciéndose.

La tendencia es evidente. En los últimos cinco años, se ha presentado un número récord de ventas de periódicos locales y cierres o fusiones. El mes pasado, decenas de periodistas del Chicago Tribune se fueron de la sala de redacción del tradicional diario en respuesta a la compra de su empresa matriz por parte de un fondo de inversión conocido por recortar empleos en los periódicos locales para mantener su lucro. Y por si fuera poco, hace poco un artículo de opinión del New York Times reveló que Julie Brown, la periodista ganadora del premio Pulitzer por el trabajo que realizó en el Miami Herald para dar a conocer la historia sobre los abusos de Jeffrey Epstein, tuvo que pagar sus propios gastos muchas veces.

Por otro lado, el dinero de fondos de capital de riesgo continúa fluyendo hacia nuevos medios como Puck y Recount Media, señalan Sara Fischer y Nicholas Johnston de Axios. Según reportan, CNN contratará a 450 personas para su nuevo servicio de transmisión, CNN +. Aún no está claro cuántos de esos trabajos serán locales, pero en el gremio de periodistas estadounidenses se sabe que le está pagando a una de las principales presentadoras nacionales más de USD$1 millón por ser parte del servicio.

Esta disparidad se está reflejando en las agendas de los medios: las grandes historias sobre la política nacional son cada vez más protagonistas, mientras las noticias locales y centradas en la comunidad se funden en la oscuridad. Al final, el dinero que inyectan inversionistas en medios nacionales crea más oportunidades para aquellos que cubren amplios temas nacionales, como medios, influencia, política y tecnología.

Por ejemplo, varias fuentes consultadas por los periodistas de Axios coinciden en afirmar que los y las periodistas que buscan trabajar en medios nacionales están teniendo mucho más poder de negociación en las negociaciones salariales y más visibilidad para las ofertas de libros. “No puedo vender libros locales, solo nacionales”, le dijo Jane Dystel, una agente de libros veterana y presidenta de Dystel, Goderich & Bourret LLC, al portal de noticias. “Para los locales, no se les paga ningún anticipo”, agregó.

Mientras tanto, en el otro lado de la moneda, los medios locales están teniendo problemas para encontrar fuentes de financiamiento para nuevos emprendimientos digitales y experimentos con boletines informativos a nivel local. Un estudio reciente de LION, Google News Initiative y la Universidad de Carolina del Norte arrojó que de más de 700 medios locales de noticias digitales, más de la mitad generan menos de cien mil dólares al año, una cifra muy baja en comparación con sus pares nacionales.

Por eso, muchos medios locales se están apoyando en asociaciones como el Consorcio de Medios Locales para ahorrar costos. Otros, se están convirtiendo en organizaciones sin fines de lucro para poder aceptar donaciones filantrópicas, una tendencia que se ha vuelto muy popular durante la pandemia.

Sin embargo, el panorama no deja de ser preocupante. “A pesar de los múltiples esfuerzos que intentan cerrar la brecha entre las inversiones en noticias locales y nacionales, el delta entre los dos parece estar aumentando”, concluyen los reporteros.